martes, 14 de agosto de 2012

RIVALIDAD REAL ZARAGOZA VS CLUB ATLÉTICO OSASUNA


A principios de este mes de agosto se celebró en la localidad de Tafalla uno más de los múltiples partidos de pretemporada veraniegos que sirven para que los equipos de nuestra Liga vayan cogiendo la forma física y mecanizando las tácticas para iniciar de la mejor manera posible el campeonato español.

Algún iluminado de los que navegan sin rumbo fijo en esta sociedad en crisis creyó oportuno enfrentar en Tafalla al Club Atlético Osasuna y al Real Zaragoza. Dos clubs que sus seguidores hace años se profesan un amor terrenal.

Como no podía ser de otra manera, hubo enfrentamientos entre seguidores de los dos grupos “ultras” en una de las plazas centrales de la localidad. Según fuentes periodísticas, hasta Tafalla se trasladó un autocar con miembros de Ligallo Fondo Norte, quienes una vez apeados iniciaron una pelea que desencadenó en una batalla campal. Según estas mismas fuentes, seis ultras maños resultaron heridos, sin especificar cuántos caídos hubo por parte navarra.

 
Tirando de hemeroteca, he querido saber porque una relación fraternal y de hermandad histórica entre las dos aficiones, que ni siquiera comparten ciudad ni región, ha llegado hasta tal punto que cada partido disputado entre ellos se considera de alto riesgo. Y mi conclusión es simplemente por mezclar fútbol y política. 

Parece ser que la cerilla que hizo prender la mecha y estallar por los aires toda buena sintonía entre ambas aficiones fue el partido disputado en La Romareda, un 4 de octubre de 1987, en plena efervescencia del movimiento ultra español, cuando alguien lanzó desde las gradas una botella a Roberto Santamaría, guardameta del Osasuna, impactándole e iniciando varios altercados entre ambas aficiones.
Cualquier mente despierta sabrá que este simple hecho no deriva en un odio desbocado si no hay una ideología política detrás. En el año 1986, los seguidores más radicales del Zaragoza ya habían creado el grupo Ligallo Fondo Norte, de tendencia ultraderechista.
Y por Pamplona, a mediados de los años 80, los afines a la ideología independentista vasca y etarra, de pensamiento izquierdista, hacían su aparición en las gradas de las provincias vascas y Foral de Navarra, creándose en El Sadar, allá por el año 1987, el núcleo duro de los seguidores rojillos: Indar Gorri, de tendencia ultraizquierdista.



Que sabios hemos sido los pericos en darnos cuenta de lo inútil que es juntar política con pasión por unos colores y un escudo. 


video

 incidentes entre ultras rojillos y maños en Eibar



By Capo “mallonesa”

1 comentario:

The G-70 Firm dijo...

Iria (trabajadora del centro cívico de Tafalla)

Hola a todos;

Escribo aquí para contaros lo que ha pasado que a mi juicio es más fuerte de lo que los medios han querido o quieren contar.

Soy trabajadora y responsable del centro cívico de Tafalla conocido por el centro de jubilados,

hoy por la tarde nos hemos pegado el susto de nuestras vidas mientras servíamos café a los abuelos allí reunidos en total podía haber unos 80.

Justamente a las 18:33 de la tarde he tenido que llamar urgentemente al 112 porque un grupo importante de gente con palos, puños americanos y demás artilugios del diablo, han entrado en avalancha y se han empezado a tirar encima sillas, ceniceros metálicos y lo que han pillado por su lado.

Mi reacción ha sido activar la persiana metálica a través del mando a distancia y cerrar el centro con lo que al ver que la persiana bajaba se han quedado dentro los del Zaragoza y los del osas una han salido corriendo a la calle, la policía foral ha llegado serian las 18:35 ya que su sede está muy cerca de los paseos donde está situado el centro cívico, decir que las ambulancias han tardado más de media hora en evacuar a todos los que han dejado el cívico lleno de sangre y que todos los heridos eran del Zaragoza, también decir que estos venían provistos de material defensivo.

Me molesta mucho leer la noticia en el periódico como si no hubiera pasado nada...........señores estos salvajes han entrado en un centro de jubilados y se han puesto a pegarse dentro como animales, de modo que la pelea no había terminado como dicen en la plaza del ayuntamiento, si no en el centro cívico de Tafalla y gracias a que hemos bajado la persiana con el mando, no sé que hubiera podido pasar si siguen aquí dentro lanzándose objetos en medio de 80 abuelos.

Un saludo para todos.

"extraído íntegramente de un foro de opinión"